martes, 12 de abril de 2016

¿Qué es y cómo funciona el Impuesto Sol?



Seguramente en los distintos medios de comunicación habremos oído hablar del impuesto sol. Es un impuesto que más o menos por el nombre se intuye, pero ¿sabemos lo que es y cómo funciona?


Este impuesto es como una especie de peaje para las personas, empresas y diversas organizaciones que utilicen la energía solar en un proceso de autoconsumo. Anteriormente, apostar por las energías renovables tenía un gasto de inversión en la instalación de los paneles solares y mano de obra en los hogares y en las empresas, y después ibas poco a poco amortizando todo lo invertido ya que la energía total cubre un porcentaje de las necesidades energéticas. 


Las energías renovables, excepto por las tareas de mantenimiento, son gratuitas ya que es la propia naturaleza la que te da la energía. Con la simple luz del sol y con un panel solar instalado en tu hogar, puedes calentar agua, cocinar y ver la tele con la energía que te da el sol. ¿Es genial, no? Inviertes un dinero, pero a largo plazo amortizas ya que ahorras en tu factura de la luz. Pero eso se acabó desde el día 9 de octubre de 2015. ¿Cómo van a cobrar por generar tu propia energía? Ni siquiera todos los días hace sol, ni a veces la energía que generas la consumes. Para el ministro de Industria, José Manuel Soria, dice textualmente "de lo que se trata es de decir al consumidor que está muy bien el autoconsumo, pero cuando va a utilizar la red que pagamos entre todos también tiene que contribuir porque, si no, los demás estaríamos pagando una parte del autoconsumo". 




El problema reside en cuánto nos va a costar esto. En el caso de los consumidores residenciales, se cobra aproximadamente unos 9 euros más IVA al año por cada kilowatio de potencia de cada panel que tengan en casa. El inconveniente para este tipo de consumidores, no es tanto el peaje, sino que no tienen ningún tipo de retorno por la energía que ellos producen y vuelcan en la red. Regalas a lo mejor el 70% de toda la energía que produce tu instalación a la compañía eléctrica, que por cierto, se la va a vender a tu vecino a 12 céntimos el kilovatio-hora. Hablando en plata, tus paneles solares están produciendo energía gratis, que tu quizás no llegues a consumirla toda, y encima el sobrante energético no puedes almacenarlo, si no que se vierte a la red eléctrica y encima tienes que pagar el peaje y la factura habitual de la luz a la vez que regalas la luz que te sobra que las empresas de electricidad cobran y a ellos les sale gratis porque la luz la has producido en tu hogar.

Pero si puedes ayudar a contribuir potenciando el uso de energías renovables, evitando así el exceso de contaminación y de explotación de recursos no renovables, ¿por qué considera el Gobierno que el autoconsumo energético es insolidario? Pues muy fácil, al reducir su consumo quien produce su propia energía obliga a quienes no tienen estas instalaciones a asumir un parte mayor de los costes del sistema. Además Rajoy afirma que poner paneles solares puede costar unos 5.000-6.000 euros, y por lo tanto es una cosa de ricos que acentúa la desigualdad.

Las asociaciones ecologistas defienden a las energías renovables con varias posturas. Primero, defienden los beneficios del autoconsumo para el bien común, incompatibles con la idea de insolidaridad y beneficiosa para el medioambiente en temas  como la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, las importaciones de combustibles fósiles y buenas en temas económicos con una mejora de la balanza de pagos y crecimiento de empleo en investigación y desarrollo de las renovables. Segundo, afirman que con una regulación del autoconsumo similar a la que se está aprobando en el resto del mundo que fomenta ayudas para la adquisición e instalación de equipos, la electricidad procedente de los paneles solares resulta significativamente más barata que la que pagamos actualmente en nuestras facturas. El autoconsumo sería de hecho una herramienta contra la pobreza energética y la desigualdad.




En definitiva, el Gobierno el PP no está participando en la lucha contra el cambio climático y las desigualdades sociales. Solamente está buscando de donde puede para poder recaudar más impuestos y sacar beneficios para cubrir costes y encima sacar dinero de los ciudadanos e industrias.




No hay comentarios:

Publicar un comentario